Carta del Sr. Obispo auxiliar

Haz click sobre la imagen para ampliar

Queridos amigos de las cofradías vallisoletanas, hermanos:

Se acerca con el Viernes de Dolores momento del comienzo de nuestra Semana de 10 días.
Este año hemos de vivirla de manera muy distinta, la más singular de la larga historia de este acontecimiento. Os animo a vivirla con especial hondura y espíritu fraterno en la distancia, pero también con imaginación y gestos de hermandad.
Vamos a vivir un tiempo largo de renovación y de vuelta a las raíces de devoción y solidaridad. Las Cofradías más históricas surgieron en tiempos de grandes desafíos eclesiales y sociales, también con epidemias, guerras y hambrunas. Os agradezco los esfuerzos que estáis haciendo por mantener ardiendo la llama cofrade.
Por ello, quiero convocaros a seguir concretando la devoción y la fraternidad en gestos de caridad, con los cofrades que lo necesiten y también con nuestros conciudadanos más pobres, solos o enfermos. Os pido que colaboréis con Cáritas y con las organizaciones con las que estéis en contacto habitualmente. Algunos tenéis sede o estrecha relación con Monjas contemplativas, interesaos por ellas y, si os posible, prestadlas ayuda.
Nos unimos en las celebraciones litúrgicas y de una manera especial en el Sermón de las 7 Palabras que esperamos que COPE y TRECE puedan ofrecer a toda España.
En fin hermanos, que el Señor crucificado y su Madre nos ayuden y convoquen en estos días.
Recibid mi afecto y el saludo de D. Ricardo con nuestra bendición.
Valladolid 31 de marzo de 2020
Luis J. Argüello, Obispo auxiliar